26 de abril de 2009

Perder...



"¿¿Esta oscuridad tiene un nombre?? Esta crueldad, este odio... ¿Cómo pudo encontrarnos? ¿Se metió en nuestras vidas y nosotros la buscamos y abrazamos? ¿Qué nos ha pasado? ¿Cuando extraviamos nuestro camino?. Estamos consumidos por las sombras, engullidos completamente por la oscuridad. Esa oscuridad ¿tiene un nombre? ¿Tu nombre?"

Todo aquello que sucede, sucede por alguna razón... para bien o para mal... quizás porque sé que leerás esto es por lo que lo estoy escribiendo...

Hace algunos días cometí el mayor error de mi vida, y fue dejarme vencer por algo que nunca me había interesado... tiene gracia, pero fue una salida a todo lo que me estaba pasando en aquel momento, y me ayudó a ver las cosas con claridad...

Una persona, quizás la mejor que tengo ahora en mi vida, me enseñó alguien en mí que jamás había conocido, alguien que podía conseguir lo que se propusiese, alguien que según él, era grande y lo había ayudado como nunca nadie lo había hecho... tiene gracia, pues en aquel momento yo me sentía la peor persona del mundo, un ser despreciable y oscuro, en cambio él nunca me vio así, entonces algo que me hizo pensar si en algún momento fui eso que creía ser, ese ser tan despreciable...

Comprendí que puedo ser muchas cosas, tener miles de defectos, y también comprendí que eso no me hace peor persona, es algo que forma parte de mi vida y con lo que tengo que aprender a convivir... Aunque ahora he comprendido que no vivo por mí, puesto que hace mucho tiempo que dejé de querer vivir por mi, ahora vivo por los demás, y son ellos los que, para bien o para mal, van marcando mi rumbo...

Sí, ahora estoy perdida, estoy algo triste y cansada, echo en falta algo que me anime a seguir, y ese algo, eres tú, y como tú, ya estoy contando los días, porque falta poco para volver a verte, y es lo que más necesito ahora, verte, dormir contigo en esa guardilla de madera que tantos secretos nos ha guardado, reír por fuera y también por dentro, porque cuando estoy contigo, mi alma sonríe sin darme cuenta, porque eres esa persona que hace que quiera ser mejor, que día a día quiera realizar todos mis sueños, eres esa persona que consigue que me crea que valgo la pena aunque no sea cierto, eres tú el dueño de mi destino, el capitán de mi alma, y lo sabes, tanto como yo… anhelo volver a despertar contigo…

Hace algunos días perdí a alguien, alguien que nunca quise perder, alguien que me enseñó a ver el mundo de forma distinta, alguien que quizás nunca sepa lo que significó y significa en mi vida, nunca antes había perdido a alguien...

Fue quizás en aquel momento en el que descubrí algo que me llamó la atención, y es que perder algo que es importante para ti te hace valorar las cosas que todavía conservas, pero aprendí además algo mucho más importante, quizás lo más importante de todo, y es que también somos lo que hemos perdido...
Publicar un comentario